BARES: RECUERDOS ETERNOS

Reuniones, fiestas o eventos inolvidables... El hogar puede ser el espacio ideal para llevarlos a cabo, siempre y cuando cuente con un área especial para ello. A continuación presentamos las mejores ideas de bares para inspirar a crear o decorar ese lugar que tus invitados nunca olvidarán.

EN UNA CUEVA DE MADERA

Sin muchos artículos, el bar se decora por sí solo, con la originalidad en cada uno de los materiales que intervienen en su construcción, texturas y colores diferentes que embellecen el espacio.

La madera siempre es un aliado para adecuar al confort y calidez, tal así como este proyecto que pinta una cueva con la madera y cuenta con iluminación muy detallada perfecta para que los invitados se sientan como en su casa.

Interiorismo y mobiliario: Artesano México / Arq. Daniela álvarez, Arq. Aldo Peniche y Arq. Jaime Peniche

Fotografía: Tamara Uribe

 


UN ESPACIO ÍNTIMO

Un bar no tiene que ser tan ostentoso, muchas veces por cuestiones de espacio, se puede agregar un rincón íntimo para platicar y tomar una copa de vino en un espacio personal perfecto para disfrutar de un buen rato. Los colores marrones siempre proyectarán una sensación de calidez, y claro, el verde nunca puede faltar, las plantas son indispensables para imprimir vitalidad al entorno.

Diseño y fabricación: Dupuis


SOBRE LA ILUMINACIÓN

Es importante que la iluminación esté pensada para dar los acentos correctos a los accesorios y el arte, con el objetivo de que destaquen y tengan la cantidad y temperatura ideales de luz. Este juego de iluminación indirecta y directa crea una atmósfera cálida con la posibilidad de tener varios escenarios automatizados para darle otra cara al mismo espacio dependiendo la ocasión.

Diseño y construcción: Sobrado + Ugalde Arquitectos, Arq. Enrique Sobrado y Arq. Carlos Ugalde.

Fotografía: Germán Cuellar

 


AL AIRE LIBRE

La azotea puede ser el spot perfecto para habilitar un súper bar, una manera muy creativa de aprovechar todos los espacios del hogar.

El proyecto tiene como punto de partida la integración de una techumbre ligera sobre los pretiles existentes generando áreas cerradas, semiabiertas y abiertas dando flexibilidad al espacio de acuerdo a las necesidades climáticas de la ciudad. 

Los materiales seleccionados se inspiran en las zotehuelas, espacio característico de las viviendas en colectivo en las colonias centrales de la Ciudad de México. El material prominente es la madera en forma de vigas, y también lámina corrugada, acero y block de concreto. Los muros fueron forrados con una celosía de concreto de bajo costo que se ilumina por detrás para dar profundidad.

Arquitecto: HDA; Héctor Delmar Arquitectura Bioclimática

Fotografía: Graham Milligan


LO MEJOR DE DOS MUNDOS

Hay que combinar lo mejor de la construcción y la decoración. Jugar con el piso, como se presenta en este proyecto, es una decisión acertada puesto que le entrega un toque ecléctico y creativo al espacio.

Pisos de pasta: Musaiko

Mobiliario y decoración: Neat


ARTÍCULOS RELACIONADOS