REFUGIO TROPICAL

Interiores:
Arq. Ana Paula Sánchez Camargo.
Arquitecto:
Vales Espejo Arquitectos
Fotografía:
Leo Espinosa

Los elementos empleados en este proyecto, buscan crear un balance entre el ambiente interior con las zonas exteriores que lo rodean

Pensando en las necesidades de los propietarios y un óptimo aprovechamiento del terreno, la distribución de la casa se dispuso en el costado sur del terreno y en un esquema lineal. De esta manera, todos los espacios de la casa se organizan en torno a un solo pasillo central, creando una sencilla y eficiente conexión a todas las áreas de la casa.

La fachada sur de la residencia se diseñó mayormente cerrada, con ventanas reducidas y amplios techos voladizos. De esta forma se lograron dos cometidos: una mayor privacidad hacia la calle y también se logró reducir el impacto del asoleamiento y de la lluvia. Por otra parte, la fachada norte permitió la generosa apertura de amplios ventanales, terrazas y balcones, que brindan una franca integración con el jardín de la casa. 

El acceso al inmueble se desarrolla a manera de un ritual de encuentro con la naturaleza, donde unos peldaños “flotantes” nos conducen a un recorrido sobre un estanque de fuentes, peces y plantas acuáticas, para luego ser abrazados por altos muros de piedra caliza rústica, donde una gran puerta de madera de la región se abre para mostrarnos la generosidad luminosa y amplia del espacio interior y su integración con el jardín posterior. Este jardín posterior se encuentra rodeado nuevamente por el agua, tanto de la piscina como por un estanque lineal, que recorre la casa frente a todos los espacios que miran al jardín.

Los acabados empleados privilegian el uso de los elementos naturales del entorno como son la luz natural, el viento, el agua, la vegetación, la piedra y la madera.

 


ARTÍCULOS RELACIONADOS